Volver a Textos

El nombre del azar

que el azar me regale la vida,
que ponga delante de mis ojos
todo lo que pueda ser verde y azul,
que una flauta ingenua llene mis oídos
del canto desordenado de la naturaleza

es tan corto el tiempo del azar, su vida,
resbala por mi espalda la saliva
de su placentero juego infantil,
corre como solo una mano puede
e igual que un pájaro, muere de sed
junto a la fuente

yo no sé, no sé…, yo no sé la verdad,
quizá la palabra sea tu jaula de oro,
quizá me odies por encerrarte,
quizá este placer es insano
y sea el asesino de tu efervescencia,
de tu corta edad

a esta caricia le pongo tu nombre
al escalofrío de tu movimiento loco,
que no me abandone su dulce filo
ni su mirada siempre desconcertada,
que el azar me regale la vida
de todo lo que no tiene nombre ni precio